La Estrategia: La ley, ¡es la ley!

[responsivevoice_button voice=”Spanish Latin American Female” buttontext=”Escuchar”]

A dos semanas del 2024 este gobierno ha decidido ignorar y despreciar una vez más las leyes de nuestro país.

No ha dado vistas de querer cumplir con el mandato que obliga a la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA) para regresar a la Guardia Nacional (GN) su carácter civil y trasladar presupuesto, personal y equipo a la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), como lo obliga la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

Fiel a su estilo el presidente pretende presentar otra vez una iniciativa de reforma que le permita a SEDENA retener el control de la GN. Desde su creación con carácter y formación militar la GN nunca pretendió estar bajo un mando civil o subordinarse al mandato de civiles, sus dos comandantes son generales en retiro que responden únicamente al general secretario y todos sus mandos son militares. No se han formado a ningún civil para posiciones de mando dentro de la corporación y las clases para mandos se imparten en el Heroico Colegio Militar a sus cadetes que serán comisionados a la GN cuando se gradúen. Los mandos de SEDENA ven a esta corporación civil como su propiedad y un arma más dentro de su organigrama operacional.

El fracaso de esta policía se debe a muchos factores, pero principalmente a la incapacidad de los militares para operar una policía de carácter civil y nacional de manera eficiente, ante los retos que presenta la delincuencia y el crimen organizado en el territorio nacional. Sus éxitos son contados y comparados con los de otras administraciones son francamente decepcionantes. Los altos mandos no ven los errores por que operan con la formación castrense con la que fueron formados, la rigidez de su modelo de operación les impide ser proactivos y dinámicos en sus funciones policiales, la cuadratura les impide operar en el circulo que es la seguridad ciudadana.

La mala noticia es que aún violando la ley SEDENA no va a acatar los mandatos de la SCJN y seguirá detentando la operación de la GN.

Violación que va en contra de lo que marca la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que todo soldado jura proteger y obedecer.

Si la SEDENA sigue empeñada en operar ineficientemente esta policía como si fuera otra división militar, me permito sugerir que voltee ha Acapulco. Creo que es el escenario ideal para que la GN y SEDENA puedan brillar es este puerto. Hoy las condiciones de carencias e inseguridad son ideales para que nos demuestren en este destino sus capacidades de operación policial. Que desarticulen a las bandas criminales que impiden al transporte público dar servicio, que localicen a las personas o grupos que cobran piso y extorsionan a los carniceros, tiendas de materiales, taxistas, albañiles, locatarios, prestadores de servicios, et.

Acapulco debe ser el ejemplo que una corporación de 140,000 elementos con un mando y formación militar y un presupuesto de 170 mil millones, sabe y puede hacer cumplir la ley.  Y que finalmente tenemos una policía de carácter nacional funcionando y protegiendo a los mexicanos.

Empecemos por Acapulco y si lo logran, que sigan con el resto del país.

Dejar una comentario

Por favor ingresa tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí
Captcha verification failed!
CAPTCHA user score failed. Please contact us!